Deportescineyotros

¡Hola Amigos!

!Qué fácil es criticar ! ¿Quién le hace el juego a quién?

Asombroso, que lo diga Prensa Latina no es preocupante, pero que salga uno a criticar desde su cómoda posición en el exterior, sin haber tenido que soportar los mitines de repudio, los atropellos y demás incomodidades, es realmente aborrecible. Yunior hizo lo que le dictó su conciencia, no tiene alma de mártir como el mismo declarara, expuso claramente sus ideas, con la debida franqueza, y eso es algo que hay que respetar. Yunior, a diferencia de uno por el otro lado del charco, no invita a los cubanos a fajarse, no invita al derramamiento de sangre, no es tampoco un profeta, como se pinta el señor, al cual me refiero. Ah, pero ya queda la duda de si es un agente encubierto, de si hace todo para favorecer al regímen. Qué fácil es hablar y criticar, qué fácil. Pensaría que el criticón pudiera ser lo mismo de lo que él sospecha Yunior sea, pero no lo hago, pues no soy profeta y es preferible respetar. Todos tenemos derecho a equivocarnos, pero su lógica me parece, valga la redundancia, muy lógica. Los griticos en youtube no matan a nadie, pero el regímen tembló ante la sola idea de un hombre desfilando por la calle 23 con una rosa blanca en la mano, lo mismo que han hecho con mucho valor las damas de blanco, lo mismo que han hecho otros que están presos indebidamente. Son esos cubanos y no otros los que cambiarán al país, algo que probablemente no alcance a ver, pero pesimismo ninguno, actitudes negativas y de enfrentamiento no valen en estos momentos.

Para evitar especulaciones y rumores

Reproducimos la entrevista realizada por Ian Padrón a Yunior García Aguilera, una vez llegado a Madrid, España. Cada cual es libre y soberano de reflexionar al efecto. Nuevamente, aquí no hay victoria alguna para el régimen, todos estos sucesos ponen en evidencia el carácter represivo del mismo. Las turbas de fanáticos llegaron a plantearle a Yunior que el espacio allá estaba reservado para los que apoyaban al regimen, o sea que Ud., de pensar distinto, no tiene derecho ni al aire que necesita respirar. Personalmente felicito a Yunior por su cordura y otro tanto se puede decir de su esposa, la que en todo momento le ayudó. Irse del país no es pecado de continuar la lucha. Muchos dirigentes tuvieron necesidad de hacerlo y desde fuera orientar el curso de las acciones. Puedo dar nombre de quienes así lo hicieron, para esos que no saben o no quieren acordarse de la historia. La diferencia es que Yunior aboga por la paz entre los cubanos, mientras otros han abogado por la sangre de sus paisanos, pero siempre con el debido cuidado de no poner en peligro su pellejo.

No hubo nada fallido, la dictadura quedó en evidencia mundialmente

La aceptación de la opresión por parte del oprimido
acaba por ser complicidad; la cobardía es un consentimiento;
existe solidaridad y participación vergonzosa entre el gobierno
que hace el mal y el pueblo que lo deja hacer.”
Víctor Hugo

Hay gente a las que uno prefiere no mencionar, no vale pena darles fama a los ineptos de un régimen. A ellos hay que darle la importancia de un acéfalo o de un ignorante en materia política. Así que ni por nombre, ni apellido serán mencionados, el sayo ya sabrá quién ponérselo al final.

La plataforma Archipiélago en Cuba convocó a unas manifestaciones el 15 de noviembre de 2021 como forma de exigir libertad y derechos inexistentes en la sociedad cubana. Se hizo una solicitud oficial a las autoridades de provincias y país, la que recibió por respuesta la negativa, basada en que era una manifestación pagada por el imperialismo yanqui y que su objetivo era el de trastornar la normalidad imperante. Bueno, para dar una negativa cualquiera se inventa los argumentos, y eso fue lo que hizo el régimen. De hecho, la negativa es una violación clara de la constitución en el país.

Por otro lado, comenzaron las campañas de descredito a los manifestantes. Cuando no hay forma de rebatir los planteamientos contrarios, lo más fácil es desprestigiar e inventar falsas cualidades.  Eso fue lo que hicieron los mandamases cubanos, sobresaliendo entre ellos el encargado de política exterior, un hombre carente de historial, pero sí muy bueno en eso que se llama vociferar. Hasta Facebook fue sentado en el banquillo de los acusados, les falto Instagram, WhatsApp, Google y Youtube para completar la lista de reos. La libertad de expresión no interesa, solo interesa la opinión que inventa el régimen, donde, como siempre, hace el papel de víctima del imperialismo y todos los problemas económicos y sociales que sufre se deben al bloqueo yanqui.

Las declaraciones y consignas están manidas. Eso de “ping pong fuera abajo la gusanera”, es como cantar “el manisero” en Eurovisión. Vimos como un grupo de policías vestidos de civil rodeaban las casas de los opositores, a ellos se juntaron una parte de un pueblo confundido o convencido con alguna que otra bobería, de las que no hay en el mercado. Los improperios llovieron, eran una ofensa tras otra. No era gente del barrio de los afectados, no, eran elementos importados, algunos de los cuales vestían prendas de las que no hay en Cuba y que con toda seguridad les llega de la Yuma (EE. UU.)  a través de algún pariente gusano, por cierto. Tampoco faltaron los móviles, todos ellos recargados desde fuera por esa gusanera. Ellos comen cuando comen, huevos, pollos, harina para pan y papa importada de EE. UU., pero lo más penoso fue recordar que esos mismos hechos ocurrieron en 1980 cuando el líder máximo tildó de escoria a todos aquellos que penetraron en la Embajada del Perú en la Habana y luego, esos como otros tantos ciudadanos más, se marcharon en embarcaciones rumbo a EE. UU. Fueron más de 110 mil cubanos en ese momento.

Los actos de repudio no son nuevos, Hitler los utilizó a su antojo contra los judíos, otro tanto hizo Mussolini con sus camisas negras, los que ofendían y agredían a todo aquel opuesto al fascismo. ¿Qué diferencia? Ninguna. Usan esos métodos como arma de retener un poder que ya no les pertenece.

Sr. encargado de la política exterior, aprenda un poco de política e historia. No hubo nada fallido ni el 14 ni el 15 de noviembre. Fueron protestas de cubanos en más de 85 ciudades de este mundo reclamando libertad. Lo oprobioso fue que la TV cubana presentó esas manifestaciones sin audio y como apoyo a la inexistente revolución. Hubo manifestación donde se gritó libertad, libertad para los presos políticos en Cuba, sin que faltara algún que otro adjetivo vulgar para el mandamás de turno. Madrid, Valencia, Barcelona, Roma, Verona, Berlín, París y en otras muchas ciudades de Europa estuvieron los cubanos presentes para expresar su rechazo al régimen.  

Ya el mundo sabe lo que hay en Cuba, los mismos gobernantes se mancharon más al levantar las credenciales a parte de la prensa extranjera, sobre todo EFE. El movimiento de izquierda Podemos en España no tuvo otro remedio que solicitar la devolución de las credenciales a los periodistas de EFE, lo cual solo se resolvió a medias.

¿De qué libertad goza Cuba? ¿Dónde están los derechos humanos de la población? ¿Dónde está la libertad de pensamiento y expresión?

La Unión Europea no puede quedar indiferente a este problema, el gobierno español no debe ahora tener dificultad para pronunciar la palabra dictadura y poner los intereses de libertad del pueblo cubano por encima de sus intereses económicos en la Isla. Lo dicho es válido para el Sr. Borrell, encargado de política exterior de la UE, en Bruselas. Los gobiernos de América Latina no pueden hacerse los bizcos. Poco interesa lo que digan los mandamases de Nicaragua y Venezuela, pero sí lo que opinen y obren los del resto del continente.

La administración Biden puede sancionar a cuanto funcionario cubano quiera, pero eso no tiene impacto alguno en la mejora del bienestar de la población. Creo que ha llegado el momento de pensar también cómo debemos los cubanos fuera de Cuba comportarnos. Nos duele mucho las penas de nuestros paisanos, la falta de alimento, medicina, ropa y otras necesidades, pero llegado el caso, muchos de ellos con su actitud no es que merezcan ese apoyo.

Cada cual es libre y soberano de pensar como mejor entienda, pero no trates de hacerte el pobre y luego aprobar o callar ante el que te tiene oprimido. Lean de nuevo, al inico, el útil pronunciamiento del escritor Víctor Hugo sobre la opresión y los colaboradores oprimidos, el sayo les vale a miles.

Últimas Entradas

“El Cairo confidencial (2017)”, una muestra de cine negro basada en hechos reales

“Servirse de un cargo público para enriquecimiento personalresulta no ya inmoral, sino criminal y abominable.” Cicerón El género de cine negro logró su mayor esplendor en la década de los años 40. Entonces hubo un actor que fue su principal representante como protagonista de varios filmes de este género, como lo fue Humphrey Bogart. Filmes […]

El regalo de navidad para despedir el 2021- Omicron, nueva cepa del covid-19

«Aquel que tenga salud tiene esperanza; yaquel con esperanza lo tiene todo.»Viejo proverbio árabe Lamentable, pero cierto, ahora nos invade una nueva cepa del coronavirus, producto de múltiples mutaciones, le llaman Omicron o cepa B.1.1.529, surgida presumiblemente en Sudáfrica y Botsuana, aunque a estas alturas, ya se le ha detectado en Israel, Australia, Bélgica, Alemania, […]

El indetenible éxodo de los peloteros cubanos

“Sin aire, la tierra muere. Sin libertad, comosin aire propio y esencial, nada vive.”José Martí Los peloteros y boxeadores en Cuba de siempre han existido. Los niños sueñan con llegar a jugar béisbol, y otros con ponerse unos guantes y erigirse campeones mundiales. Se nace con ese don de ser una cosa o la otra, […]

“Manual de la buena esposa (2020)” o instrucciones para el servilismo

«La igualdad de la mujer debe ser un componentecentral en cualquier intento por resolver los problemas sociales, económicos y políticos.»Kofi Annan, ex-secretario general de la ONU Esta vez es una comedia francesa, divertida por momentos, la que se adentra en los preceptos convencionales como lecciones para chicas jóvenes aspirantes a casarse y ser buenas esposas. […]

Cargando…

Algo ha ido mal. Por favor, recarga la página y/o inténtalo de nuevo.

Sígueme

Recibe nuevo contenido directamente en tu bandeja de entrada.