“Hombres (1950)”, el debut protagónico de Marlon Brando en el cine

Entiendo que las consecuencias de una guerra son tan
duras, por lo que debe ser siempre el último recurso.”
Asne Seierstad (1970, periodista noruega)

Con anterioridad se publicó una biografía del gran actor Marlon Brando (Hernández 2017). No obstante, algo de lo allí escrito vale la pena recordar. Brando nació el 3 de abril de 1924 en Omaha, Nebraska, en el seno de una familia de tres hermanos (dos hermanas y Marlon como único hermano), de padre comerciante y madre muy inclinada también a la interpretación, era impulsora de un grupo teatral. Con 16 años Brando ingresó en una escuela militar, de la cual fue expulsado por rebeldía. Fue entonces que tuvo que hacer de todo un poco. Finalmente se fue a vivir con una de sus hermanas en Nueva York, se enroló en un curso de interpretación, donde Stella Adler impartía clases y fue así que se fue introduciendo en el estudio del método de actuación basado en las teorías de Stanislavski que le valieron de mucho para su futuro desempeño como actor.

Como actor se estrenó en teatro de Broadway, fue en la obra “Nunca la olvidaré (1944)”. A continuación, el director Elia Kazan le llevó a protagonizar la obra “Un tranvía llamado deseo” basado en la obra homónima del escritor Tennessee Williams. En las tablas se mantuvo hasta 1949 y fue entonces que hizo algunas cosas pequeñas en la TV hasta debutar en cine.

Precisamente su debut en cine fue en el drama “Hombres (1950)” del director Fred Zinneman, con trama escrita por Carl Foreman. El co-protagonismo en esta película correspondió a la entonces experimentada Teresa Wright y a Everett Sloane en el papel del Dr Brock.

El film toca un tema difícil, la unión de mujeres con hombres parapléjicos productos de heridas en la guerra. Difícil hasta para los mismos telespectadores. La opinión siempre va del lado contrario adonde la trama del film se mueve. Perder la fe en la vida es algo muy difícil de llevar.

Casarse con un hombre casi o totalmente impotente es como dedicarse al oficio de monja en un convento, cualquiera diría. Tiene que haber mucho amor e ilusión de parte de la mujer prometida. Los discapacitados son más realistas, no ven más futuro que vivir de la pensión que les otorga el estado, beber y jugar a todo, pero nada de matrimonio. 

A lo largo de la trayectoria del filme, uno va viendo las opiniones que vierten lo mismo afectados que otros entes desde fuera. Realmente el tema lo hace a uno razonar, pero no como quisiera la película.

Hay un aspecto al inicio de la cinta que sí uno puede una vez más corroborar, lo negativo de las guerras y las secuelas que dejan en miles de soldados en combate. Solo a gobernantes dementes les puede gustar una guerra, solo a aquellos que realmente no la han sufrido ni saben lo que eso genera en daños económicos, sociales y psíquicos. Evitar guerras es procurar felicidad para los pueblos.

Brando como debutante demostró que ya era todo un gigante en la pantalla. En la interpretación del papel de Kenneth Wilcott por Brando uno ve rasgos del Stanley Kowalsky en “Un tranvía llamado deseo (1951)”, de Johnny Strabler en “¡Salvaje! (1953)” y de Terry Malloy en “Nido de ratas (1954)”. Sencillamente convincente desde su primera película.

Teresa Wright le acompaña bien en su papel de la novia abnegada, pero mejor aún fue la actuación de Everett Sloane como el Dr Brock, el hombre que cuida de decenas de hombres discapacitados, el que trata de mejorar la salud de sus enfermos, los estimula a hacer más cada día y no siempre logra la debida comprensión de sus pacientes y de sus superiores en hospital.

“Hombres (1950)” es un film viejo, pero real, cuyo contenido tiene importancia para las actuales generaciones, ya que lamentablemente, en este mundo, las guerras no han terminado y sus consecuencias están vigentes.  

Fuentes

Brando, M. y Lindsey, R. 2004. La Mia Vita. 2nda edizione, Frasinelli, 468 p.

Hernández Esteban. 2017. Marlon Brando. Deportescineyotros.com, 24 marzo. https://deportescineyotros.com/2017/03/24/marlon-brando/

Escrito por Esteban Hernández, 3 febrero de 2021

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .